La tecnología, grave factor que favorece la obesidad

El sedentarismo por el uso excesivo de los aparatos electrónicos afecta gravemente la salud de los niños, pues su capacidad física es restringida y su masa muscular es inferior a su edad y contextura.



Hoy en día, 1 de cada 3 niños (equivalente al 38%) ya utiliza dispositivos móviles (celulares o tabletas) antes de aprender a hablar, según el último informe de Common Sense Media, Organización no Gubernamental de Estados Unidos.

Expertos de la Academia Americana de Pediatría y la Sociedad Canadiense de Pediatría recomiendan que los niños de 0 a 2 años de edad no usen los dispositivos electrónicos. De 3 a 5 años sólo se les debería permitir usarlos una hora al día, aunque lo más conveniente es que no los usen. Para los hijos de 6 a 18 años se recomiendan dos horas al día.


La terapeuta en pediatría y escritora Cris Rowan recomienda prohibir los dispositivos de mano a los menores de 12 años. Presta atención a lo siguiente, así afectan los dispositivos electrónicos a los niños.

Expertos señalan que el proceso de aprendizaje de los niños es integral, y si están siempre con un iPad y no hacen actividades con papel y lápiz, sus músculos estarán débiles, lo cual podría generar retrasos motores y disminución de fuerza muscular en algunas áreas.


Los hábitos de juego de nuestros hijos así como los recursos que utilizan para entretenerse y divertirse han cambiado en los últimos años. Cada vez son más los niños que dedican su tiempo libre a ver la televisión y a jugar con tabletas, celulares, computadoras o videojuegos.


En el artículo para Univision “Niños, cada vez más adictos a aparatos electrónicos”, la especialista en patología del habla y del lenguaje, Nellie Torres de Carella, afirma que los pequeños menores de cinco años dedican muchas horas manejando dispositivos electrónicos. Cuando los niños cumplen 7 años aproximadamente, se calcula que pueden haber pasado delante de una pantalla el tiempo equivalente a 12 meses.

Te animo a que dejes a un lado la tecnología y que fomentes en tu niño otro tipo de juegos que potencien su desarrollo integral. Existen juegos y juguetes que favorecen las relaciones interpersonales y permiten a los niños interiorizar una serie de valores y normas que regulan la convivencia (compartir, respetar el turno de juego, ayudar al compañero, comunicarse sin gritos ni malas palabras, etc.).


Un buen ejemplo de juego interactivo, lúdico y educativo es EMBÍCLATE, EL JUEGO DE MESA.

¿Por qué limitar el acceso de los niños a los móviles o tabletas?

  1. Desarrollo cerebral de los niños Un desarrollo cerebral causado por la exposición excesiva a las tecnologías, puede acelerar el crecimiento del cerebro de los bebés entre 0 y 2 años de edad, y asociarse con la función ejecutiva y déficit de atención, retrasos cognitivos, problemas de aprendizaje, aumento de la impulsividad y de la falta de autocontrol (rabietas).

  2. Retraso en el desarrollo del niño El excesivo uso de las tecnologías puede limitar el movimiento, y consecuentemente el rendimiento académico, la alfabetización, la atención y capacidades.

  3. Obesidad infantil El sedentarismo que implica el uso de las tecnologías es un problema que está aumentando entre los niños. La obesidad lleva a problemas de salud como la diabetes, vasculares y cardíacos.

  4. Alteraciones del sueño infantil Los estudios revelan que la mayoría de los padres no supervisan el uso de la tecnología a sus hijos, en sus habitaciones, con lo que se observa que los niños tienen más dificultades para conciliar el sueño. La falta de sueño afectará negativamente a su rendimiento académico.

  5. Enfermedad mental Algunos estudios comprueban que el uso excesivo de las nuevas tecnologías está aumentando las tasas de depresión y ansiedad infantil, trastornos de vinculación, déficit de atención, trastorno bipolar, psicosis y otros problemas de conducta infantil.

  6. Conductas agresivas en la infancia La exposición de los niños a contenidos violentos y agresivos, puede alterar su conducta. Los niños imitan todo y a todos. Así que hay que vigilar el uso y la navegación de los niño en móviles o tabletas.

  7. Falta o déficit de atención El uso excesivo de las nuevas tecnologías puede contribuir a déficit de atención, disminuir la concentración y la memoria de los niños, gracias a la gran velocidad de sus contenidos.

  8. Adicción infantil Los estudios demuestran que uno de cada 11 niños de 8 a 18 años son adictos a las nuevas tecnologías. Cada vez que los niños usan dispositivos móviles, se separan de su entorno, de amigos y familiares.

  9. Demasiada radiación La OMS, Organización Mundial de la Salud clasifica los teléfonos celulares como un riesgo debido a la emisión de radiación. Los niños son más sensibles a estos agentes y existe el riesgo de contraer enfermedades como el cáncer.

  10. Sobreexposición La constante y sobreexposición de los niños a la tecnología les hacen vulnerables, explotables y expuestos a los abusos. Además, los expertos coinciden que estar demasiadas horas pegado al móvil o a la tableta es perjudicial al desarrollo de los niños. Ellos creen que generan niños más pasivos y que no saben interactuar o tener contacto físico con otras personas.

Y aunque entienden que las nuevas tecnologías son parte de su vida, los expertos están seguros que no deben sustituir a la lectura de un libro o al tiempo de juego con los hermanos y los padres.

#obesidadinfantil #obesidadysobrepeso #tecnología #computadoras #videojuegos #sedentarismo



Fuentes consultadas:

http://ideasqueayudan.com/asi-afectan-los-dispositivos-electronicos-a-los-ninos/ http://www.am.com.mx/leon/local/juguetes-modernos-perjuicio-o-beneficio-171059.html

http://www.unicef.org/mexico/spanish/17047.htm

http://www.anmm.org.mx/publicaciones/Obesidad/obesidad.pdf

http://mx.unoi.com/2016/02/17/el-papel-de-los-padres-ante-la-obesidad-infantil/

¿Te gustaría apoyarme para continuar con el proyecto?